Tesis Doctoral

Era el año 1998, Trabenco cumplía sus 25 años “quitándole cárcel a la escuela”, como dijo mi buen amigo Rafael Amor en la carta que dirigió a la revista del propio centro conmemorativa de dicho aniversario. Yo cumplí mi octavo curso de permanencia en el centro y preparaba mi salida del mismo.

Los fastos de celebración fueron formidables: Actuaciones, conferencias, debates, teatro, poesía, mimo,… entonces decidí que el objeto de mi tesis doctoral sería precisamente esa, recoger y sistematizar la trayectoria de aquellos 25 años de existencia del centro.

 

Luis-Pumares-Tesis

 

Con eso se cumplían dos objetivos importantes:

  • Yo daría salida a mi “atascada” tesis con un contenido que mereciera tal empresa.
  • La historia del colegio -hasta aquel momento- quedaría recogida, extremo que el devenir de la tarea diaria había impedido siempre.

El resto del trabajo fue ponerse a ello y seguir el curso de los acontecimientos.

Encontré el apoyo unánime de cuantos había participado en aquel centro que supieron hacer “su centro” , profesores y profesoras de todas las épocas del centro, padres y madres (“antiguos y modernos”), alumnos y alumnas desde la primera promoción hasta la última, visitantes frecuentes y ocasionales, administración central, ayuntamiento,…hasta el punto que siempre los he considerado a todos y a todas co-autures de aquel trabajo, tan grato como afectivo para todos los que “trabencos” nos hemos sentido en algún momento.

Y quien lo ha conocido, lo sabe… quien se ha sentido “trabenco” en algún momento de su vida, se ha sentido “trabenco” para siempre.

Con todos y todas tengo, desde entonces, -con la mayoría la tengo desde hace mucho más tiempo- contraída una deuda de afecto.

En marzo de 2001 se defendió la tesis, dirigida por el Dr. D. José Salazar González, compañero en la Facultad de Educación (U.C.M.) en la actualidad, profesor y “maestro” siempre, a quien admiro y respeto en lo que vale, ante un tribunal ilustre y en presencia de casi dos centenares de compañeros y amigos del propio centro.

En honor a todos y a todas, y pensando en el placer que podía haber representado poder coger un ejemplar entre sus manos, intenté publicar la tesis tras su lectura… pero el mercado editorial no facilitó la tarea.

Hoy tengo el honor -y el placer- de poder ponerla aquí a disposición de quien por ella se interese, en su versión original, íntegra, y sin coste alguno para nadie.

Gracias, compañeros/as y amigos/as. Y enhorabuena por la obra realizada.

 

Descargar tesis doctoral completa

Este texto corresponde solo a la introducción del artículo.
Para leerlo completo, descarga el PDF.